“Cierren todo, menos las librerías”: En Bélgica son declaradas como esenciales

La medida se tomó para preservar la salud mental de sus habitantes en la actual coyuntura de pandemia por covid-19.

Parece un mito, pero no lo es. Todavía hay países donde los gobiernos se preocupan por la salud mental de sus ciudadanos y toman medidas en consecuencia. Este es el caso de Bélgica, donde, a pesar del nuevo confinamiento por la pandemia de coronavirus y las estrictas medidas para evitar contagios, las librerías permanecerán abiertas.

La medida se apoya en la idea de que la literatura, ayuda a sobrellevar la ansiedad y el malestar que nos ha estado generando la situación de confinamiento. Y, si bien durante el primer confinamiento, las librerías belgas permanecieron cerradas, el gobierno ha decidido mantenerlas abiertas durante esta segunda ola para ayudar a sus ciudadanos a atravesar de la mejor manera posible este difícil momento.

Las librerías independientes, sin plan B para sus ventas

Por lo tanto, al igual que los servicios considerados esenciales como, las tiendas de alimentación y farmacia, las librerías seguirán al pie del cañón para permitirnos escapar durante un rato. Así lo comunicaba hace unos días el gobierno de Bélgica:

Nada mejor que abrir un libro para escapar de la terrible situación que estamos viviendo. Nos parece fundamental desarrollar la atención a los más vulnerables, pero también al nivel de salud mental de todos los belgas. La cultura tiene un papel muy importante que desempeñar en esta área“, justificaba Georges Gilkinet, viceprimer ministro belga en un comunicado al diario Le Soir.

Recordemos que hace unos días, el gobierno declaró un confinamiento más severo que durará 6 semanas ya que Bélgica, con 11,5 millones de habitantes, tienen más de 6.000 enfermos por el coronavirus hospitalizados, más de un millar en cuidados intensivos.

En este lamentable contexto, creemos que esta es una buena noticia que traerá enormes beneficios para la salud mental y emocional de los ciudadanos de Bélgica, y tú, ¿Qué opinas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *