La homofobia es mayor entre personas que reprimen su atracción homosexual

Un estudio psicológico lo ha confirmado. La homofobia se da con mayor intensidad en aquellas personas que reprimen su deseo sexual por otros de su mismo sexo. Uno de los investigadores aseguró que: “se trata de personas en guerra consigo mismas que llevan sus conflictos al exterior”.

A pesar de que siempre existió, en el sentido común, una sospecha sobre la eminente relación entre la homofobia y la homosexualidad reprimida, el estudio puso sobre la mesa y le otorgó rigor científico a la vehemencia con las que algunas personas manifiestan su rechazo hacia compañeros homosexuales.

El presente estudio, fue llevado a cabo por Richard Ryan y funciona como un aporte de evidencia fundamental a la teoría psicoanalítica de que el miedo, la ansiedad y la aversión hacia los homosexuales puede desarrollarse a partir de la represión seminal en un individuo de sus deseos por el mismo sexo.

Todos los detalles sobre la Marcha del Orgullo LGBTIQ 2019 - Radio Mitre

El profesor de psicología en la Universidad de Rochester brindó declaraciones para el periódico Cience Daily y planteo que: “Nos reímos y bromeamos por una hipocresía tan descarada, pero en un sentido real, estas personas son frecuentemente en sí mismas víctimas de represión y experimentan sentimientos exagerados de amenaza. La homofobia no es un asunto de risa” argumentó.

Para la investigación llevada a cabo, se tomaron 160 estudiantes universitarios de países como Alemania y Estados Unidos, y se midió cómo reaccionaban ante palabras e imágenes de contenido sexual. Por otro lado, se les pidió que mantuvieran una conversación en torno a su propia historia familiar y acto seguido se les mostraba imágenes de parejas homo y heterosexuales.

Marcha por la Diversidad Sexual este sábado 30 en San Pedro

Entre otros resultados, el estudio encontró que los participantes con padres que los apoyan y los aceptan tal cual son, tenían una idea mucho más clara y abierta para sí mismos de su orientación sexual. No presentaban tantos prejuicios y se mostraban más empáticos.

“En una sociedad predominantemente heterosexual, el “conócete a ti mismo” puede ser un desafío para muchos individuos homosexuales. Pero en hogares controladores y homofóbicos, abrazar una orientación sexual minoritaria puede ser aterrador”, plantea Netta Weinstein, profesora en la Universidad de Essex y responsable de la investigación.

¿Estás de acuerdo?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *